VIERNES, 31 DE AGOSTO DE 2012

LOS OLVIDADOS
Here we are now, entertain us
OLVIDADOS A LA SOMBRA: LECTURAS PARA SOBRELLEVAR LA DEPRESIÓN POSVACACIONAL


No quisiera parecerme a Agorer, el superhéroe más cenizo del universo, pero os recuerdo que a partir del 1 de septiembre ir al cine, al teatro, a un concierto o comprar un CD o un DVD en España será más caro por la subida del IVA, de la que sin embargo se libran los libros, que mantienen el superreducido del 4% (no así el electrónico, que sube al 21%). De modo que a finales de 2012 —quién lo habría dicho— los libros tradicionales parecen ser la mejor opción de entretenimiento para tiempos de crisis. ¿Que no? A ver: si según el último estudio realizado por FACUA una entrada de cine costaba hasta ahora una media de 6,52 €, a partir de mañana costará 7,30 €. Pongamos que vais con vuestra pareja y, además de los casi 15 € de las entradas, os gastáis otros 10 en palomitas y refrescos: total, 25 eurazos por dos horas de entretenimiento (sin contar gasolina ni aparcamiento). Ojo, no estoy diciendo que el cine sea excesivamente caro; caras, las copas. Pero cualquiera de estos libros recomendados que tenéis a continuación, cortesía de vuestro amigo y vecino, cuestan menos de 25 € —los que os he subrayado, en bolsillo, a lo sumo 12—, y os entretendrán durante días. A por ellos, tigres.



Libertad, de Jonathan Franzen
Antes de que se os acaben las vacaciones deberíais conocer —a fondo— a Patty y Walter Berglund de St. Paul, Minnesota. Franzen prosigue la resucitación de la novela decimonónica que inició en Las correcciones, y los resultados son aún más brillantes; ahora es un escritor más maduro y sabio, que no necesita de alardes narrativos y que siente más cariño y compasión por sus personajes. Lo habréis oído hasta la saciedad, pero no por ello deja de ser cierto: Libertad es una de las mejores novelas de la pasada década.


«La existencia siempre va acompañada de un sonido de fondo llamado angustia», decía Julio Medem al inicio de Tierra, y James Sveck, el joven protagonista de este relato, lo suscribiría sin dudarlo. Novela de formación, novela de Nueva York y, muy sutilmente, novela del 11-S, lo único malo de esta divertida y melancólica visión de esa época difícil y fundamental que es la adolescencia es que sea tan corta; yo querría seguir escuchando la voz de su sarcástico narrador quinientas páginas más.


Némesis, de Philip Roth
Bucky Cantor, un monitor de deportes de un colegio en el barrio judío de Weequahic, en Newark, durante una epidemia de polio en el verano de 1944, se debate entre su exagerado sentido de la responsabilidad y su felicidad. Su trágica historia, mediante la cual Roth trata el problema de la culpa, es una obra extraordinaria, a la altura de las mejores de su autor.


El ángel caído, de William Hjortsberg
El libro en el que se basó la película El corazón del ángel es un thriller magnífico, una interesantísima revisión de Edipo Rey que empieza como una novela negra y poco a poco se convierte en una novela de horror gótico (algo así como una mezcla entre Chandler y La semilla del diablo). Fans de John Connolly, esta es la obra fundacional del subgénero policiaco-sobrenatural.


El accidente, de Linwood Barclay
Al indagar en las circunstancias del accidente de tráfico en el que ha fallecido su esposa, Glen Garber empieza a descubrir los oscuros secretos de sus vecinos. Barclay escribe tensas y angustiosas historias de suspense, con personajes cercanos que nos preocupan, un ritmo narrativo endiablado y finales sorprendentes. Noches en vela garantizadas.


Las crónicas de la señorita Hempel, de Sarah Shun-lien Bynum
Una deliciosa novela formada por ocho relatos que crean el retrato de una joven maestra en su tránsito hacia la madurez, narrada con talento, sensibilidad y humor. Si os gustan Tobias Wolff o Anne Tyler, este es para vosotros.


Hablando del diablo. Como dice Ignacio Martínez de Pisón, nadie explora la complejidad de los vínculos familiares como Anne Tyler; nadie escribe sobre la vida cotidiana con tanta sabiduría y calidez como ella. Podéis comprobarlo en El turista accidental, Ejercicios respiratorios o en esta novela escrita hace treinta años que ahora recupera Lumen y que, según la propia autora, es su mejor libro. Para fans de Nick Hornby: este fue el libro que le animó a ser escritor.


Bajo la piel, de Michel Faber
La inquietante primera novela de Michel Faber no puede ser descrita, debe ser experimentada. Baste decir que cuenta la historia de Isserley, una mujer delgada con pechos grandes que conduce su Toyota rojo por carreteras solitarias de Escocia recogiendo autoestopistas varones; una mujer que ha sido sometida a operaciones de cirugía plástica que le han dejado secuelas físicas y un dolor constante. Faber desvela poco a poco su misterio, creando uno de los relatos más perturbadores que he leído en mi vida. Hacedme caso, leed Bajo la piel. Nunca olvidaréis a Isserley.